El varón Piter Robledo y «los Nazis». Por Nicolás Márquez

Muy rara vez desde estas páginas salimos en defensa de quienes no piensan como nosotros. Esto ocurre sólo cuando advertimos notorias y notables injusticias que merecen ser denunciadas dentro de nuestro modesto margen de influencia.

Resulta que ese sujeto que vive del Estado ocupando el inservible cargo de “Sub Secretario de la Juventud” y que responde al nombre artístico de “Peter” Robledo (individuo cuyos méritos facultativos y políticos se desconocen pero sí se sabe que fue su victimizada condición de homosexual la que le dio ascenso político y celebridad farandulera[1]), la semana pasada justificó su sueldo convocando a una reunión ecuménica de las juventudes de todos los partidos políticos nacionales, y dentro de los invitados acudió la juventud del partido Bandera Vecinal, espacio capitaneado por Alejandro Biondini, sindicado por sus detractores de ser de orientación nacionalsocialista.

Demos por válida la acusación de que el partido Bandera Vecinal discute la Segunda Guerra Mundial adhiriendo efectivamente al nacionalsocialismo alemán. Pues bien: ¿un partido en el cual sus militantes y dirigentes jamás mataron a nadie ni se les conoce delito alguno debe ser enérgicamente rechazado por Robledo por mantener esa desdichada interpretación historiográfica y un partido que en ejercicio del poder robó a mansalva y que además mató gente (si Nisman viviera podría darnos un interesante testimonio al respecto) en cambio es recibido por el anfitrión con fraternales abrazos interpartidarios?. Interesa la pregunta porque el propio Robledo espetó: “molesta que yo tenga buena relación con el kirchnerismo»[2]: o sea que el susodicho se jacta de mantener un trato amoroso con los que se robaron el país y mataron a un Fiscal pero abomina de un partido que no mató a nadie pero que siente simpatía por Hitler y no por Stalin, tal como a Robledo le hubiese gustado.

Peter y CFK
Peter Robledo (el Alex Freyre del PRO), se abrazó amorosamente con la jefa y principal responsable de la banda delictiva que se robó el país y mató al Fiscal que la denunció.

Pero resulta que la interpretación que los biondinistas tienen sobre el nazi-fascismo y la Segunda Guerra Mundial es exactamente la misma que en su tiempo tuvo Juan Perón, y que éste mismo confesó repetidas veces tanto en escritos de su autoría como a través de su biógrafo personal Enrique Pavón Pereyra en sus empalagosas hagiografías, las cuales fueron duramente atacadas por el que suscribe en el libro “Perón, el fetiche de las masas. Biografía de un dictador”.

LEÉ TAMBIÉN:  Argentina entre Hegel y Locke. Por Armando Ribas
biondini
Alejandro Biondini: reivindicó al Eje nazi-fascista pero nunca mandó a matar a nadie.

Dicho de otro modo: según Robledo la juventud del inofensivo partido de Biondini merece todo su rechazo por la postura “pro-Eje” de su fundador pero el Partido Justicialista (de cuyo seno salieron las bandas asesinas de Montoneros y la Triple A) merece ser recibido con democrática cortesía, a pesar de que su fundador no sólo mantuvo también una postura “pro-Eje” sino que en defensa de dicha posición hizo un golpe de Estado en 1943 al Presidente Ramón Castillo, dato que Robledo seguramente ignora dado que por su responsabilidad institucional debería dedicarle más tiempo a frecuentar libros y menos a visitar saunas, tal los consejos que le estarían dando sus allegados.

peron.lopezrega recortada
Juan Perón: elogió al nazi-fascismo pero además encarceló y mandó a matar cuanto disidente pudo. En la foto, lo vemos con su confidente y mano derecha José López Rega.

Dado que la polémica interpretación hitlerista de la historia del biondinismo mereció el repudio de Robledo cabe preguntarse: ¿qué repudio y qué sanción formal efectuó el burócrata de marras ante la presencia en la Casa de Gobierno de jóvenes del Partido Comunista y sus derivados, cuya interpretación stalinista o maoísta de la historia deja a los nacionalistas de Bandera Vecinal reducidos a la insignificancia en su denunciada crueldad?. ¿Acaso para Robledo los 6 millones de crímenes que habrían cometido los nazis son un escándalo pero los 100 millones de crímenes cometidos por el comunismo deben ser silenciados, ignorados, tolerados y recibidos con fraternal pluralismo amarillista?.

En puridad, no nos resulta extraña esta discriminación de Robledo para con el socialismo en su variable nacionalista ni tampoco su complicidad para con el socialismo de cuño internacionalista, puesto que él mismo no trepidó en visitar orgullosamente la casa del asesino Ernesto Guevara de la Serna (en la localidad de Alta Gracia) y sacarse allí una festiva selfie twittera, sin reparar en que su homenajeado Che Guevara no sólo se dedicó a masacrar disidentes en Cuba sino fundamentalmente sodomitas ante lo cual, el contradictorio guevarismo de Robledo se torna aún más escandaloso siendo que él hubiese sido una víctima indubitada de su admirado guerrillero comunista: “la revolución no necesita peluqueros” sentenciaba Guevara, mientras hacinaba a los “Robledos cubanos” en el campo de concentración de la Península de Guanacahibes.

robledo
Robledo elogiando frívolamente al fusilador de homosexuales Che Guevara por twitter, quien si viviese al primero que mandaría a matar es a su propio apologista y figurón.

O sea que este parásito subsidiado que hace la parodia de joven plural y dialoguista no sólo se abraza con Cristina y recibe a los comunistas, sino que visita la casa del fusilador mataputos al que él adhiere, pera luego darse el gusto de repudiar la presencia de “los nazis” que él mismo descuidadamente invitó a una reunión tan multicultural como  inservible, pero que el “Alex Freyre del PRO” pretendía capitalizar mediáticamente en su irrefrenable afán de figuración.

LEÉ TAMBIÉN:  VIDEO: ¿Quién fue el Che Guevara? Por Nicolás Márquez

Respecto de Alejandro Biondini, nosotros no lo hemos votado nunca y ojalá nunca gane las elecciones, dado que tanto él como su partido, sino es hitlerista al menos sí se confiesa como peronista y nosotros no sentimos la menor simpatía ni por el sanguinario dictador alemán ni por su grotesca versión local encarnada en la persona de Juan Perón. Sin embargo, si de veras vivimos en democracia, entonces Bandera Vecinal merecería como mínimo el mismo trato y espacio que el correctivismo político le concede a los partidos comunistas locales y a todos los espacios que derivan de una ideología que demostró asesinar más gente que la que mató la que encarnó el mismísimo Fuhrer.

En cuanto al conflictuado Robledo, no sólo consideramos que el cargo que le pagamos entre todos no sirve para nada sino que resulta una vergüenza que esa beca burocrática se la concedan a una persona que al parecer no cuenta con el menor antecedente político, ni facultativo, ni tampoco moral.

………………………………………………………………………….

¿Querés saber más sobre la tenebrosa historia del dictador Juan Perón?. Te invitamos a leer el libro de Nicolás Márquez «Perón, el fetiche de las masas. Biografía de un dictador» (prólogo de Rosendo Fraga). Adquirilo sin costo de envío alguno clickeando en la siguiente imagen:
TAPA PERON SOLA
IMPORTANTE. Tras efectuar la operación mandá tus datos postales al siguiente mail: [email protected]

…………………………………………………………………………..

[1] Escándalo por la agresión a una pareja gay en una fiesta Ocurrió el sábado en una casa de San Isidro; los golpeados fueron recibidos por el jefe de Gobierno, Mauricio Macri. MARTES 26 DE MARZO DE 2013.http://www.lanacion.com.ar/1566997-escandalo-por-la-agresion-a-una-pareja-gay-en-una-fiesta

[2] “Pedro Robledo, sobre la polémica por el partido neonazi: ´Yo no soy tonto, alguien indujo a que ésto ocurra´”. 15 de julio 2016. Ver nota completa en el siguiente link: http://www.lanacion.com.ar/1918894-pedro-robledo-sobre-la-polemica-por-el-partido-neonazi-yo-no-soy-tonto-alguien-indujo-a-que-esto-ocurra

Más en Derechos Humanos, Opinión y Actualidad
¿Un Plan Marshall?. Por Vicente Massot

Al margen de todo lo que se ha escrito respecto de los errores cometidos por el gobierno...

Cerrar