Lun. Nov 29th, 2021

Prensa Republicana

Con las ideas derechas

El origen del mal. Miguel De Lorenzo

Nadie podría negar la responsabilidad criminal del juez Rossi, ningún bien nacido podría siquiera atenuar la tremenda culpa, la infamia  que arrastra la conducta hedionda de ese hombre, que siendo juez dedica tiempo  a proteger violadores, que además asesinan.

Una rata.

Pero sin pretender minimizar de ninguna manera la repugnancia que nos produce Rossi, aún desde la perspectiva de lo tenebroso, no deja de ser un tenebroso menor.

Porque el origen del mal se llama Zaffaroni. De esa fuente venenosa fue de donde se contaminaron las facultades de derecho de nuestro país.

Ahí nació aquel retorcimiento de la inteligencia llamado abolicionismo, esa descomunal voltereta ideológica que hizo de las víctimas criminales, y de los asesinos mártires de la sociedad feroz.

El ex integrante de “la corte de lujo”  armada por los k y aplaudida por tantos, penetró de obscenidad el derecho. Era   el mismo ex juez que en un extraño  vínculo administraba, tal vez valiéndose de la misma balanza, la corte suprema de justicia de la nación y los burdeles de la ciudad de los que era propietario.

De esa inaudita corrupción salieron los Rossi, los López y tantas otras cucarachas que caminan por las cloacas de algunos de los tribunales argentinos.

Tal vez la muerte de esta joven destape de una buena y última  vez la olla podrida representada por la ideología zafaroniana de la justicia, que no es otra cosa que una herida atroz, una verdadera llaga en el corazón de la sociedad.

LEÉ TAMBIÉN:  Inadmisible. Por Miguel De Lorenzo
Más en Derechos Humanos
Yo veo comunistas y Usted? Por Ariel Corbat

"¿No los veis sobre el triste Caracas luto, y llanto, y muerte esparcir? ¿No los...

Cerrar