Mié. Ene 19th, 2022

Prensa Republicana

Con las ideas derechas

Junio, un mes de pre-definiciones electorales – Por Rosendo Fraga

La reunión que mantendrá la Presidenta con el Papa el sábado 6 de junio le permitirá seguir ocupando el centro de la escena política, a dos meses de las PASO y seis de la finalización de su mandato. No perder la centralidad política y proyectar poder hacia el futuro es la estrategia política de la Presidenta y este quinto encuentro con Francisco en 25 meses de Papado es funcional a esta estrategia. Ninguno de los candidatos que aspira a sucederla hoy puede acceder a quien tiene la mejor imagen en la Argentina y en el mundo, aunque más de uno intentará hacerlo durante la visita que realiza en julio a Ecuador, Bolivia y Paraguay. Al mismo tiempo, la Presidenta incentiva las acciones para retener poder en todos los ámbitos: el Senado dio media sanción a cinco leyes -que Diputados dará sanción definitiva en junio- que aumentan el poder de la Procuradora (Gils Carbó), quien está alineada con el Kirchnerismo y continuará en el próximo gobierno; también aprobó la ley que da seis años a los juez subrogantes designados por mayoría simple del Senado por el Kirchnerismo; está logrando que la investigación sobre la muerte de Nisman se encamine hacia el suicidio, como le conviene políticamente al Gobierno; ha logrado en menos de un mes ejercer su poder como «electora» dentro del oficialismo, dejando sólo dos candidatos para la Presidencia (Scioli y Randazzo) y tres para la Gobernación de Buenos Aires (Domínguez, Fernández y Espinoza); sus dos candidatos a la Presidencia han asumido públicamente que, de ganar, dejarán al ministro de Economía (Kicillof) en el cargo, que ella elegirá sus vices y no rechazan la posibilidad de que designe una lista única para legisladores; ha logrado que los gremios oficialistas cierren acuerdos salariales debajo del 28% y está tratando de orientar la investigación local de la denuncia contra la FIFA hacia el Grupo Clarín, a través de su empresa Torneos y Competencias.

El miércoles 10 de junio tiene lugar una fecha clave en el proceso electoral: el vencimiento para presentar alianzas y sin acuerdo opositor amplio crecen las posibilidades electorales del oficialismo. Aunque sigan las conversaciones en reserva entre Macri y Massa, lo cierto es que a medida que se acerca esta fecha, no avanzan las posibilidades de un acuerdo entre ellos. La polarización entre Scioli y Macri está demostrando que el primero se beneficia más de este proceso: de los ocho intendentes bonaerenses que han abandonado las filas del Frente Renovador, seis se han ido con el Kirchnerismo y solo dos con el PRO. La realidad es que cuanto más se debilite Massa, más se potencia el Kirchnerismo, que a su vez ha logrado generar unas PASO competitivas, planteando la puja entre el Gobernador bonaerense y el ministro de Interior y Transporte. El escenario probable hoy es que Scioli quede primero en las primarias del 9 de agosto y que, dividiéndose los votos de Massa, pueda incluso ganar el 25 de octubre en la primera vuelta. Pero hasta ahora, Macri no parece dispuesto a aceptar la propuesta del ex intendente de Tigre de competir en las PASO para unificar la candidatura presidencial de la oposición. Por el contrario, se enfoca en una estrategia de elegir un candidato a Vicepresidente de su propio partido y restar protagonismo en la campaña a sus aliados (Sanz, Carrió y Reutemann).

LEÉ TAMBIÉN:  La Mentira del Abuso Sexual. Por Nicolás Márquez

Doce días después, el lunes 22 de junio, vence el plazo para presentar candidaturas y ello es relevante para la estrategia electoral de la Presidenta. En las últimas semanas numerosos representantes de las distintas vertientes de la coalición kirchnerista y dirigentes del oficialismo -la diputada nacional Diana Conti, el legislador porteño Jorge Taiana, el intendente de Tres de Febrero Hugo Curto, el titular del Anses Diego Bossio y el Presidente del AFSCA, Martín Sabbatella-, expresaron que Cristina debe ser candidata en las elecciones para «garantizar la continuidad del proyecto». Sólo Aníbal Fernández planteó dudas sobre ello. Curto fue el más directo, al decir «debe estar en la boleta, porque si no, de afuera, es muy difícil gobernar». Expuso claramente que pretende seguir gobernando, aunque deje la Presidencia. En la Casa Rosada se analiza la posibilidad que sea candidata a la Gobernación bonaerense, primera candidata a diputada nacional o primera candidata al parlamento del Mercosur, encabezando la lista por representación proporcional que se vota en todo el país. La Gobernación no parece lo más probable, porque corre el riesgo de perder en la polarización en un distrito donde ya la oposición ganó las dos últimas elecciones de medio mandato. Ocupar simultáneamente las candidaturas a diputada nacional y el Mercosur no sería legal, pero en caso de controversia debe resolverla el juez federal subrogante de La Plata (Durán), quien es un militante de La Cámpora designado en marzo.

En junio se realizan elecciones de gobernador en cuatro provincias y ello, aunque no anticipe resultado, puede crear clima para la elección nacional.  El domingo 14 de junio se realizan las elecciones generales en Santa Fe. Hoy no es fácil el pronóstico, dada la paridad registrada en las PASO. No hay segunda vuelta en esta provincia y se queda con la Gobernación quien obtiene un voto más. El mismo día tiene lugar la elección de gobernador en Río Negro. El actual gobernador (Weretilneck) va por la reelección diciendo que en la elección presidencial no apoyará ningún presidenciable y el candidato del FPV (Pichetto) es quien disputa con posibilidad. El mismo día tendrán lugar elecciones comunales en varios municipios mendocinos. Una semana después, el 21 de junio, es la elección de gobernador en Mendoza, siendo probable el triunfo del candidato de la UCR (Cornejo), apoyado en el ámbito nacional por Massa y Macri al mismo tiempo. El mismo día se realiza la elección de gobernador en Tierra del Fuego. La gobernadora (Ríos) -una aliada del gobierno nacional- es candidata a la Intendencia de Ushuaia y su Vicegobernador (Coccianelli) va por la Gobernación. El intendente de la Capital provincial, Ushuaia (Sciurano), un radical con el apoyo de Massa, es el candidato opositor más importante. El último domingo de junio sería la segunda vuelta en Tierra del Fuego si la hubiere. Para el último día de junio ya habrán elegido gobernador las provincias de Neuquén, Salta, Santa Fe, Río Negro, Mendoza y Tierra del Fuego, y estará definido el panorama nacional en materia de alianzas y candidaturas.

LEÉ TAMBIÉN:  La etapa de los eufemismos - Por Alberto Medina Méndez

En conclusión: la reunión que mantiene la Presidenta con el Papa el próximo fin de semana, si bien puede ser sólo un gesto, contribuye a su estrategia de mantener la centralidad en la política argentina y proyectar poder; el 10 de junio vence el plazo de las alianzas y sin un acuerdo opositor entre Macri y Massa aumentan las posibilidades del Kirchnerismo de ganar las presidenciales; doce días después es el límite para las candidaturas y Cristina parece encaminarse a tener un lugar en la boleta electoral del oficialismo y las cuatro elecciones de gobernador que se realizan en junio pueden crear clima político, como sucedió con las de abril a favor de la oposición y las de mayo en beneficio del oficialismo.

Fuente: http://www.nuevamayoria.com/

Más en Opinión y Actualidad
La dictadura de «La Cámpora», un partido siniestro con un nombre absurdo – Por Cosme Beccar Varela

Como dije en el número anterior (Nro.1321) de este periódico creo que ya no hay...

Cerrar