Mié. Nov 30th, 2022

Prensa Republicana

Con las ideas derechas

El progresismo, de luto por la victoria de Meloni: ‘España no está libre de vivir algo así’

La aplastante victoria de Fratelli d’Italia en las elecciones generales celebradas este domingo, que llevarán a su líder, Giorgia Meloni, a convertirse en la primera mujer que encabeza un gobierno en Italia, ha supuesto un verdadero jarro de agua fría para el progresismo occidental.

La primera ministra de Francia, Elisabeth Borne, ha afirmado que tanto su Gobierno como el conjunto de la Unión Europea están “atentos” para que se respete el “derecho” al aborto en todos los estados miembro, incluida Italia. “Cuidaremos que se respeten los valores sobre los derechos humanos y en particular el respeto al derecho al aborto”, ha advertido en una entrevista a la cadena BFMTV este lunes.

En la Unión Europea se anticiparon e indicaron cual era el camino “correcto” que debían emprender los italianos. La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyenadvirtió el viernes al país transalpino que debían votar bien. “Veremos el resultado de las elecciones en Italia”, declaró desde EEUU. “Si las cosas salen en una dirección difícil, tenemos herramientas, como en el caso de Polonia y Hungría”, añadió. Lo siento, Úrsula, los italianos son de otro parecer y no se han amedrentado ante tus advertencias.

Más llamativa ―o no― ha sido la reacción en España del Partido Popular. El presidente del partido, Alberto Núñez Feijóo, no ha hecho absolutamente ninguna referencia a las elecciones italianas durante su comparecencia en el Comité Ejecutivo Nacional. Sin embargo, una de las figuras más importantes del partido progresista, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha dicho que espera que Meloni “respete los valores y los objetivos de la Unión Europea” y ha llamado a hacer una reflexión de por qué no se ocupa el centro político y crecen las posiciones radicales.

“Respeto la voluntad de los ciudadanos italianos, la democracia consiste en eso, la mayoría ha decidido que sea la primera ministra, por tanto, va a ser ella”, ha dicho a los periodistas en la sede de Génova. Muchas gracias, Juanma, los italianos podrán respirar aliviados sabiendo que respetas su decisión. “Espero que respete los valores y los objetivos de la UE y nuestros valores más allá del respeto a la democracia y el respeto a la diversidad”, ha comentado este lunes.

Moreno ha apelado a hacer un “esfuerzo” para recuperar los espacios centrales: “No me gusta que se radicalice ninguna posición política. Algo estamos haciendo mal cuando no somos capaces de ocupar el centro político”, ha añadido el líder del PP andaluz.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha destacado que quien ha perdido las elecciones ha sido la izquierda, aunque ha admitido que le hubiera gustado otro resultado electoral «del partido hermano del PP en Italia».

La postura del PP ante la victoria de Meloni la ha resumido su filial en Baleares. El portavoz del PP en el Parlament, Antoni Costa, ha afirmado este lunes que los resultados de las elecciones en Italia “no son del gusto del PP”. En la rueda de prensa previa al pleno del Parlament de este martes, Costa ha reconocido que hubieran preferido otro resultado, “pero el pueblo de Italia ha hablado de manera democrática y, aunque guste más menos, los resultados son los que son”.

LEÉ TAMBIÉN:  Nicolás Márquez en gira por Chile!

Los miembros del Gobierno de Pedro Sánchez también han dejado notar su desagrado por la victoria de la política soberanista. El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, José Manuel Albares, ha opinado sobre el asunto en un desayuno informativo de Europa Press, donde ha alertado del crecimiento de movimientos populistas y demagógicos en Europa.

“En un momento de incertidumbre siempre crecen y siempre terminan igual, en catástrofe, porque dan respuestas sencillas a muy corto plazo a problemas muy complejos”, ha dicho. Y es que, según ha afirmado, estos movimientos populistas tienen “siempre la misma receta”: “Cerrémonos y volvamos al pasado”. Aquí, ha rechazado que “no se puede volver a un pasado idealizado, que nunca existió, solo se va al futuro”.

La ministra de Trabajo y vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, ha calificado el resultado electoral como “triste” y “preocupante”. “Son momentos difíciles, pero no podemos resignarnos. Seguiremos necesitando una Italia a nuestro lado para construir una Europa más social y democrática, no siguiendo los pasos de Hungría y Polonia”, ha señalado a través de Twitter.

“La desigualdad y desafección con la política han llevado al país a una situación donde unos pocos quieren dinamitar los derechos de la mayoría. Ante esto no basta con elevar el ruido. La juventud, las mujeres y toda la ciudadanía espera un nuevo contrato social y verde”. Pues no, Yoli, de hecho, lo que desea la ciudadanía es que gobierne Meloni y que ponga fin a vuestra agenda progresista, como vimos ayer. Para ser fiel a su estilo ―cursi hasta la náusea― nos regala una última reflexión: “Cuando la incertidumbre es norma, la esperanza es imprescindible”.

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha tirado más de épica y ha llamado a demócratas y feministas a movilizarse para la «construcción de alianzas internacionales» en defensa de «los derechos de las mujeres, los derechos humanos y el antifascismo». En un acto celebrado en la Casa de América de Madrid, Montero ha señalado que esta victoria «no se puede entender sin los discursos de odio y sin el planteamiento de esa extrema derecha por parte de los poderes mediáticos».

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha asegurado que la Unión Europea “es lo suficientemente fuerte y unida como para conseguir salvar cualquier situación que se plantee aquí o allá”, ha dicho a la prensa a su entrada al Consejo de Ministros de Agricultura de la UE, preguntado por el resultado de las elecciones en Italia.

El ministro de Consumo, Alberto Garzón, ha admitido que la victoria de Meloni en las elecciones de Italia, de forma “apabullante”, debe ser motivo de “preocupación” y llevar a “reflexionar” sobre las políticas públicas en la UE. “En gran parte del mundo están amenazados esos valores, estamos viendo la proliferación de propuestas desde hace años en Europa con políticas xenófobas, racistas, que son incompatibles en gran medida con los valores y principios democráticos”, ha advertido el político comunista.

LEÉ TAMBIÉN:  Vox debe exportar su modelo político a Latinoamérica. Por Ignacio Nieto Guil

La ministra de Hacienda y vicesecretaria general del PSOE, María Jesús Montero, ha asegurado este lunes desde la sede del partido en Ferraz que el resultado electroal genera «preocupación» en el PSOE. «Los comicios italianos nos tienen que llevar al recordatorio de que el avance de la justicia social no puede detenerse. Que el temor y la incertidumbre que abonan el extremismo que ayer vimos en Italia, que afecta a los países occidentales, se tiene que combatir desde los gobiernos con políticas decididas», ha declarado la política socialista.

La secretaria general de Podemos, Ione Belarra, ha advertido de que esto puede ocurrir en España. “La victoria de la ultraderecha italiana tiene que ver con la normalización del discurso de odio y la falta de políticas valientes que protejan a la mayoría social. España no está libre de vivir algo así”, ha escrito la ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030 en la misma red social.

Su predecesor en el cargo al frente del partido morado, Pablo Iglesias, ha seguido con su particular cruzada contra los medios de comunicación, que estarían detrás del auge del “fascismo”. “Aquí están las portadas de ABC, La Razón y El País cuando Tsipras y Syriza ganaron las elecciones en Grecia. Y después las portadas de hoy… Luego habrá quien pregunte por qué los fascistas ganan elecciones” ha escrito adosando las fotografías de las diferentes portadas.

De la misma idea es Pablo Echenique, portavoz del grupo parlamentario de Podemos en el Congreso de los Diputados. “El blanqueamiento mediático del fascismo lleva al fascismo al gobierno”, ha escrito este lunes en su cuenta de Twitter. El político argentino ha asegurado que sucedió con Donald Trump, ha ocurrido con Meloni y en España “están todos los días pico y pala blanqueando ultras en las tertulias”.

“Tenéis que parar de decir en las tertulias que la fascista Meloni «se ha moderado». Tenéis que parar el blanqueo mediático del horror. Tenéis que parar el colaboracionismo. TENÉIS QUE PARAR”, ha sido la llamada de socorro de Echenique. Si es que te tienes que reír.

El infame ex ministro de Sanidad, Salvador Illa, como no podía ser de otra forma, también está preocupado con la victoria de Fratelli d’Italia. Illa cree que el resultado “es preocupante para quienes defendemos la libertad, la igualdad, el progreso y una Europa fuerte y unida”. Otro socialista, el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, también ha confesado este lunes estar “preocupado” por la victoria Meloni.

gaceta.es