Avanza la denuncia por falsas víctimas de represión ilegal. Por Agustín De Beitia

Jovina Luna, hermana de uno de los diez soldados muertos en un ataque de Montoneros a un cuartel militar en Formosa en 1975, ratificó ayer en la Justicia su denuncia penal contra funcionarios públicos y particulares que asentaron en registros oficiales casos falsos de víctimas de la represión ilegal del Estado para cobrar millonarias indemnizaciones, algo que afirma que sucedió con los guerrilleros abatidos en ese intento de copamiento.

Luna se presentó a las 10 de la mañana en el Juzgado Federal Nº 3, a cargo del juez Daniel Rafecas, en el edificio de Comodoro Py, y fue recibida en el tercer piso por personal de la secretaría 5 para revalidar su denuncia contra ex funcionarios de la Secretaría de Estado y contra los particulares que intervinieron en la maniobra.

En el escrito que presentó el 26 de junio acusa a los involucrados de los presuntos delitos de defraudación a la administración pública, falsedad ideológica de documentos públicos e incumplimiento de los deberes de funcionario público.

Según la presentación, los familiares de al menos nueve de los 13 montoneros abatidos en el intento de copamiento del Regimiento de Infantería de Montaña 29 de Formosa, ocurrido el 5 de octubre de 1975, en pleno gobierno constitucional, recibieron una indemnización por un monto actualizado de $60 millones. De los otros cuatro no pudo obtener información y pide a la Justicia que investigue si también recibieron beneficios.

Ayer, Luna confirmó lo expresado y entregó documentación que respalda la denuncia, incluido el libro Mentirás tus muertos, de José D»Angelo, y ejemplares de la revista Evita montonera, una publicación donde la propia banda armada reconoce el número de bajas sufridas y las circunstancias en que se produjeron.

LEÉ TAMBIÉN:  La farsa del "martirologio" de los curas palotinos. Por María Lilia Genta

La hermana del soldado Hermindo Luna, ejecutado a quemarropa por no haber aceptado rendirse ante los terroristas, estaba acompañada por su abogada, María Laura Olea, y por Rogelio Mazacotte, un soldado sobreviviente del ataque montonero, quien también ratificó su denuncia.

Después del trámite cumplido ayer se espera que el Juzgado corra vista del expediente al fiscal, para que éste decida si corresponde investigar lo denunciado, una instancia que podría demorarse unos días.
El secretario de Derechos Humanos de la Nación, Claudio Avruj, adelantó el viernes pasado a Jovina Luna que ya pidió una auditoría interna de los legajos cuestionados y que aportará los datos a la Justicia.
Según la denuncia, esos legajos fueron formados en la ex Subsecretaría de Derechos Humanos del Ministerio de Interior y en la Secretaría de Derechos Humanos (SDDHH) del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.

Hasta el momento no hubo novedades sobre la auditoría.

Jovina Luna insiste en que no busca un resarcimiento económico sino que se restablezca la verdad y que los nombres de esos guerrilleros que asesinaron a su hermano y a los otros soldados sean retirados del Parque de la Memoria y no se les rinda homenaje.

Más en Guerra Antisubversiva
Es hora de acabar con este engaño. Por Agustín De Beitia

Jovina Luna tenía once años cuando su hermano Hermindo, un soldado de 21, fue ejecutado por integrantes...

Cerrar