Mié. Abr 14th, 2021

Prensa Republicana

Con las ideas derechas

Argentina: Gobierno progresista reprime a los provida con violencia

«Este es el gobierno feminista que golpea a mujeres», grita despavorido un activista provida mientras la policía argentina agrede a mujeres indefensas, una de las cuales denuncia haber recibido un balazo de goma.

Por la madrugada del 10 de diciembre, la plaza del Congreso de la Nación Argentina amaneció dividida por una valla entre grupos proaborto y provida. Del lado proaborto hay una tarima financiada por con los impuestos de los contribuyentes (según denuncian los activistas provida) y su estructura se mantuvo intacta. Mientras que del lado provida la represión fue brutal.

El gobierno de la Ciudad de Buenos Aires ordenó el desalojo del acampe provida. Los manifestantes fueron derribados al piso con violencia, entre ellos menores de edad.

En medio de la pandemia del coronavirus, donde la libertad de la humanidad se ha visto limitad con el fin de salvar vidas, el presidente de Argentina presentó un proyecto de ley para despenalizar el aborto en una nación que protege la vida desde la concepción.

Por lo cual, activistas de ambas causas rodearon la plaza alrededor del Congreso, donde los parlamentarios deberán votar a favor o en contra de legalizar el aborto.

Ya en el 2018 se llevó a cabo el debate y triunfó la vida. Como Argentina tiene un sistema bicameral, aunque en la Cámara de Diputados prevaleció el voto a favor del aborto, en el Senado fueron superiores los votos provida y así se logró resguardar a los niños por nacer.

No obstante, bajo el gobierno progresista de Alberto Fernández, la legalización del aborto es una promesa que debe cumplir y que ha marcado tendencia desde que tomó el mando.

De hecho, en el primer mes de la gestión del ministro de salud quitó la necesidad de denunciar al violador en caso de solicitar un aborto por violación (una de las pocas causales permitidas).

LEÉ TAMBIÉN:  Progresistas quieren poner a la Iglesia al servicio de agenda neo-pagana. Por José Antonio Ureta

Es decir, en lugar de priorizar la salud, el ministro se excedió en sus funciones e intervino en un proceso judicial que permite condenar a pena de muerte a un inocente y dejar en libertad a un delincuente.

Fue el mismo ministro, Ginés González García, quien solo días antes del debate en el Congreso dijo que en el vientre de la mujer no hay un ser humano sino un fenómeno.

El gobierno discrimina a los cristianos

Paradójicamente los defensores de la causa proaborto tienden a antagonizar la ciencia con la fe, alegando que es el fanatismo religioso el que motiva al movimiento provida, mientras los testimonios de tantos proaborto exponen cómo la biología no está de su lado.

Por causa de estos estereotipos, prejuicios e incluso calumnias, la presidente del partido Valores para mi país y excandidata a vicepresidente por el partido Nos, Cynthia Hotton, pidió la renuncia de la directora del INADI (Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo) Victoria Donda, por discriminar a los cristianos.

Sucedió luego de un debate entre ambas en televisión, donde la directora de la entidad que debe luchar contra la discriminación discriminó a la mayoría de los argentinos que abrazan la fe cristiana.

Hotton se ha destacado como diplomática, por lo cual Donda desacreditó su cercanía con la gente.

No obstante, Hotton resaltó el desconocimiento de la directora respecto al hecho que ella pertenece a una élite. Mientras que la mayoría de los argentinos, sobre todo en las partes más modestas del país, defienden la vida.

Entre ellas los wichí, una comunidad indígena al noreste de Argentina, cerca de la frontera con Paraguay.

LEÉ TAMBIÉN:  20,805 días en la oscuridad. Por Pedro Corzo.

La población, en particular sus mujeres, se han destacado por su rechazo a la legalización del aborto.

En su región, en la provincia de Formosa, han salido fotos de niños del pueblo bebiendo agua de charcos en caminos de tierra.

Por eso, los moradores apuntan a mejorar las condiciones de los niños, no matarlos antes de nacer, como convenientemente propone el gobierno progresista.

Según el Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA), 64 de cada 100 de los menores de 17 años vive en la pobreza en un país donde el 44 % de la población es pobre.

Y es en esos sectores donde predomina la causa provida, como en los barrios más marginales del conurbano, los alrededores de Buenos Aires.

Lo mismo en las llamadas “villas miseria” dentro de la capital de los argentinos son la minoría los proaborto.

En la Villa 31, por ejemplo, triunfó la vida 71 a 29 %.

Como dijo la representante de los “Villeros por la vida” frente al Congreso de la Nación: “el pobre valora la vida porque es lo único que tiene”.

Sin embargo, supuestamente en nombre de los pobres, la izquierda argentina pretende no solo legalizar el aborto sino financiarlo desde el Estado con los impuestos de los contribuyentes, alegando que luchan por las mujeres pobres, para que puedan acceder de forma “gratuita”.

La tendencia proaborto es evidente en la administración actual, lo cual ha agravado la represión hacia los provida.

Ahora resta ver si la violencia disminuye o aumenta, puesto que el debate en el Congreso puede demorar.

gaceta.es

Más en derecha, Derechos Humanos
Un tema de muerte pública. Por Miguel De Lorenzo     

En medio de esta avalancha de mentiras y destrucciones,  el virus sars  desnudó un poco...

Cerrar