Un 25 de Mayo que sigue de luto. Por Mario Caponnetto y María Lilia Genta

 Con el estilo militar, que tanto asusta en estos tiempos, vaya nuestro saludo en el Día de la Patria – a los que padecen persecución por defender a la Nación Argentina de la agresión comunista, víctimas de juicios falaces e inicuos: los presos militares, de las fuerzas de seguridad y civiles, – a sus familias, – a sus amigos que no los abandonaron (por ejemplo los Abogados por la Justicia y la Concordia), – al Obispo Emérito Monseñor Jorge Lona, ejemplo para sus pares, que le hizo saber al Papa que emplearía lo que le resta de vida en acompañar a estos hombres (no necesitó el Año de la Misericordia para ejercerla). En cuanto al actual gobierno, le pedimos que venza el miedo de aparecer políticamente incorrecto ante el mundo y restablezca la justicia cumpliendo aquello que rezamos con Francisco, el santo: donde haya odio, ponga yo amor.

PD: sugerimos al gobierno que consulte a uno de sus ministros que conoce muy bien el tema de los años setenta: la Piba Bullrich.

LEÉ TAMBIÉN:  Increíble pero cierto - Por Malú Kikuchi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Cultura, Opinión y Actualidad
Las plagas del socialismo del siglo XXI. Por Carlos Sánchez Berzaín

El proyecto político regional con ínfulas de influencia mundial, organizado por Hugo Chávez y Fidel Castro, a...

Cerrar